El Lyon, una pesadilla para Cristiano e Higuaín

El Lyon, una pesadilla para Cristiano e Higuaín

El conjunto francés repitió en Turín la hazaña que consiguió hace diez años en el Bernabéu en la que estuvieron como protagonistas el portugués y el argentino.

Turín fue un dejá vu para Cristiano Ronaldo y Gonzalo Higuaín. La clasificación del Lyon a los cuartos de final de la Champions League ha sido una de las mayores sorpresas de la competición. El conjunto del Ródano jugará por quinta vez en su historia los cuartos de final de la máxima competición continental, algo que no lograba desde 2010, año en el que eliminó al Real Madrid de Pellegrini contra todo pronóstico y en el que se encontraban los dos actuales jugadores de la Juventus.

Ni los dos goles de Cristiano Ronaldo fueron suficientes para eliminar al Lyon. Un equipo que se ha convertido en una pesadilla para el luso, ya que, en 2010, en su primera temporada en el Real Madrid, el equipo francés apeó a los blancos de la Champions. De tres enfrentamientos en octavos contra los galos desde que aterrizara en el Real Madrid, Cristiano únicamente ha podido eliminarles una vez. Fue en 2011 y justo un año después del batacazo en el Bernabéu.

Comprar camiseta Juventus replica,greatest quality, telas de poliéster de alta calidad seleccionados, tienen muy buena elasticidad cómoda y tenacidad.Comprar replicas camisetas futbol.

Kroos elige el once con el que jugaría en su despedida

Kroos elige el once con el que jugaría en su despedida

Lo hizo junto a su hermano Felix en el podcast «Einfach Mal Luppen». En ese teórico titular hay tres madridistas (Ramos, Casemiro y Modric) y uno que lo fue, Cristiano: «El mejor».

Toni Kroos ya prepara, junto a sus compañeros del Real Madrid, la vuelta de los octavos de final de la Champions frente al Manchester City, pero el centrocampista blanco encontró un hueco para grabar un nuevo episodio del podcast «Einfach Mal Luppen». Junto a su hermano Felix, futbolista como Toni y compañero de tertulia habitual durante la charla digital, el internacional alemán desveló qué once elegiría en caso de que tuviera que organizar un partido de despedida para ponerle punto y final a su carrera. Fue a petición de uno de sus oyentes y los hermanos Kroos no dudaron a la hora de cumplir su deseo, aunque Toni dijo entre risas: “Ha llegado muy pronto el momento en el que tengo que hablar de mi partido de despedida».

Dentro de dicha alineación, que Kroos dibujó sobre una hoja de papel y compartió con sus seguidores en las redes sociales, el mediocentro eligió futbolistas con los que coincidió en todas las etapas de su carrera. El marco es para Neuer, con el que Kroos jugó en el Bayern y la Mannschaft. Opta por una defensa de tres con Reinartz, Castro (coincidió con ambos en el Leverkusen) y Sergio Ramos, «uno de los mejores centrales de todos los tiempos», como dice. La medular está formada por Kroos, Modric y Casemiro, tridente madridista al que añadiría a su compañero de selección Kimmich. Arriba atacan Müller del Bayern, el ya retirado killer aleman Klose y Cristiano: «Es el mejor jugador con el que he jugado», subraya.

Sarri se aferra a Cristiano

Cristiano y Cuadrado pugnan por un balón durante el entrenamiento de la Juventus, ayer.

La Juventus debe remontar el gol en contra de la ida (21:00, Mov. LC). Depay es el encargado de liderar al Lyon de Rudi García. Dybala, duda.

«Tenemos una directiva de alto nivel que ya habrá tomado una decisión. No creo que mi futuro dependa de este partido». Sarri, en rueda de prensa, contestó así a quien le preguntó si el de esta noche, ante el Lyon, puede ser su último enfrentamiento en el banquillo bianconero (sigue el partido en directo en AS.com). Con su respuesta, en el fondo, reconoció que a pesar de haber sumado el noveno scudetto consecutivo al palmarés de la Vecchia Signora, su continuidad no está garantizada.

El fútbol bonito que la entidad esperaba con su llegada casi nunca se ha visto y los resultados más recientes no le han ayudado. En las últimas ocho jornadas de la Serie A, los bianconeri apenas sumaron ocho puntos, mostrando una fragilidad defensiva nunca vista en los últimos años. Desde 1962 un equipo no lograba ser campeón de Italia teniendo más goles encajados que partidos disputados. En este caso, fueron 43 en 38 jornadas, demasiados para un club que hizo de la solidez defensiva su gran sello. Los de Turín, además, cayeron en la Supercopa ante la Lazio y en la final de Copa con el Nápoles.

Otra final que pierde Cristiano en Italia: El Nápoles deja sin la Copa a la Juventus en los penaltis

Cristiano Ronaldo, desolado tras perder la final.

Algo le pasa a la Juventus cuando llega al último partido. El conjunto turinés puede tener mejor o peor aspecto, asombrar o palidecer. Pero es entrar en los 90 minutos decisivos y vislumbrar todos sus fantasmas. Cristiano Ronaldo fue fichado para romper esa maldición, pero tampoco lo ha logrado. Esta temporada su equipo ya perdió la Supercopa contra la Lazio y este miércoles hizo lo propio ante el Nápoles en la Copa de Italia. El equipo de Gennaro Gattuso, que fue mejor que su rival, se llevó el título en los penaltis. El primer trofeo europeo post-Covid en el país que vio llegar primero la pandemia.

La Juve había empezado mandona en el partido. Porque el conjunto de Maurizio Sarri necesita el balón y porque a su rival también le iba bien así. A los cinco minutos Cristiano ya había avisado con un disparo cruzado, en lo único que hizo durante el partido, aunque despejó bien Meret. El Nápoles mantuvo siempre la calma y así los de Gattuso fueron creciendo desde el estilo que marca su entrenador. La furia que imponía como jugador no la ha perdido en el banquillo. Su equipo es sólido, fuerte, solidario y consigue finalmente golpear. Fabián Ruiz, en el papel de director, es quien maneja la partitura. La obra se titula ‘el arte del desgaste’.

Eso y que arriba sigue teniendo calidad. Insigne, el menudo y bullicioso napolitano que mejor interpreta en el campo el carácter de su ciudad, avisó a mitad del primer tiempo con un lanzamiento de falta al palo. Mertens y Callejón, dos estiletes que ya no son tan afilados pero cumplen su función, completan el tridente. El Nápoles se lo iba creyendo hasta el punto que se apoderó del partido. La siguiente ocasión fue un perfecto resumen de lo que es este equipo: una combinación entre el trío ofensivo, un balón embarullado en el área y Maksimovic que se planta solo desde segunda línea. Puro Gattuso. Insigne aún tuvo tiempo para otro susto en la jugada siguiente.

La Juve también tenía su tridente en el campo. Pero Cristiano, Dybala y Douglas Costa no encontraban las fisuras. Definitivamente al portugués no le ha sentado demasiado bien el parón. En la semifinal contra el Milan, hace cinco días, no sólo falló un penalti, sino que se mostró muy impreciso. Y en el partido decisivo, más de lo mismo. Ronaldo suele entrar en barbecho a mitad de temporada para llegar al final en ebullición, pero con el nuevo inicio es como si siguiera en cuarentena. Lento y fallón, CR7 nunca fue un peligro.

Los grandes damnificados del aplazamiento del Balón de Oro

Los grandes damnificados del aplazamiento del Balón de Oro

El reciente comunicado de L’Équipe de aplazar la ceremonia del Balón de Oro al próximo año y no dar un ganador esta temporada afectó a ciertos jugadores que venían haciendo una gran temporada, Leo Messi y Cristiano Ronaldo obviamente deben estar en esa lista, pero jugadores como De Bruyne, Lewandowski, Benzema y Sergio Ramos podrían verse mucho más afectados.

El fútbol es un deporte de momentos, muy pocos son como CristianoRonaldo y Messi que se han mantenido en lo más alto del fútbol mundial los últimos 15 años y han estado siempre presentes entre los mejores.

Con 35 años sigue en un envidiable estado de forma, es una máquina de hacer goles, lleva 28 goles en la Serie A esta temporada y aún está en la pelea por la Bota de Oro de Europa, a 6 goles de Lewandowski que con 34 goles lo ve desde la cima. Es el máximo anotador de lo que va de 2020 con 20 goles.

Cristiano, el insaciable

Cristiano Ronaldo marca, de penalti, el primer de sus dos goles en la victoria de la Juventus el lunes ante el Lazio.

El exmadridista sigue rompiendo récords: nadie había marcado 50 goles en Premier, LaLiga y Serie A. Y nunca nadie fue máximo goleador de Italia, España e Inglaterra.

Cristiano ya ha entrado en modo ‘bicho’, algo que hemos aprendido a reconocer también en Italia. Se le nota cuando el tiempo que le dedica a celebrar un gol es cada vez más corto y ya se está desesperando por no haber metido otro más. Su racha, probablemente, es la única buena noticia para una Juventus de Sarri que sigue sin convencer. Tras la derrota con el Milan, ha sumado dos empates con Atalanta y Sassuolo, ambos sufriendo lo insufrible.

El triunfo con una Lazio en pedazos y mermada por las lesiones (2-1), llegó con el miedo a desperdiciar el tercer 2-0 en cuatro jornadas y con el técnico juventino pidiendo la hora (hasta sustituyó a Dybala por Rugani para terminar con tres centrales). Si, a pesar del momento negativo, el noveno scudetto consecutivo está ya en el bolsillo (tirar ocho puntos de ventaja sobre el Inter en cuatro jornadas parece imposible), muchísimo mérito lo tiene el portugués, que está intratable.

Ha firmado 25 goles en los últimos 20 partidos de Serie A que ha disputado, y el doblete con la Lazio (un penalti, el duodécimo, y un balón empujado entre palos a pase de Dybala, con el que se entiende cada vez mejor) valió otra increíble serie de récords. Ronaldo es el único jugador en la historia del fútbol en haber conseguido marcar al menos 50 goles en Premier, LaLiga y Serie A. En el país de la bota, además, nadie había alcanzado esa cifra tan rápido (61 partidos, por los 68 de Andrij Shevchenko).

Sus 30 dianas ligueras son otro hito para la Juve. Ningún jugador del club sumaba tantas desde Hansen en 1952, y está cerca de caer también el récord de Borel (31). Y a Cristiano le quedan muchos desafíos en las últimas cuatro jornadas. Puede batir a Higuaín, que en 2016 con el Nápoles firmó el récord del campeonato italiano (36).

Además, si termina siendo capocannoniere, sería el único en haber sido máximo goleador en las tres ligas top europeas. Luchará con Ciro Immobile, que lleva sus mismos goles y otro hecho increíble: era desde 1951 que la Serie A no presumía de dos jugadores con 30 tantos. Vaya donde vaya,

Cristiano hace historia, y de esta interminable temporada aún queda lo mejor: la Champions. Su hábitat natural.

Somos una tienda online de camisetas de futbol baratas. Encontrarás todas las camisetas personalizadas y ropa de entrenameinto de todos los camiseta Juventus replica etc.

Rivaldo: «Lewandowski estaba bien colocado para competir por Balón de Oro»

Rivaldo: "Lewandowski estaba bien colocado para competir por Balón de Oro"

La suspensión de la entrega del Balón de Oro es una de las noticias más sorprendentes que nos deja 2020 en el mundo del deporte. El galardón más reconocido que premia al mejor futbolista del año ha sido cancelado esta semana por la COVID-19. Rivaldo, Balón de Oro en 1999, entiende que “ha sido una buena decisión, teniendo en cuanta lo que está viviendo el mundo en la actualidad”.

Rivaldo, actual embajador de Betfair, entiende que “la decisión es de respeto a todo el mundo, no sólo al fútbol, el hecho de no registrar un ganador es algo a destacar”. Sin embargo, la leyenda brasileña también se siente “algo decepcionado por jugadores como Robert Lewandowski, que estoy seguro que hubiese sido uno de los grandes candidatos al trofeo”, sentencia.

“Ha sido una buena decisión la suspensión del Balón de Oro, teniendo en cuenta lo que está viviendo el mundo en la actualidad”

En la lucha por el que hubiese sido el Balón de Oro de 2020, Rivaldo pone a la misma altura al delantero del Bayern con Messi o Cristiano. “Después de su magnífica temporada, estaba muy bien posicionado para competir con Messi o Cristiano. Es una ocasión perdida para sus carreras pero sobre todo para Lewandowski comparado con ellos que ya han ganado varios trofeos y no será un problema para sus carreras”, afirma.

Otro jugador que podría haber estado en la batalla es Kevin De Bruyne. Rivaldo tiene claro que “si sigue mejorando estará dentro de la élite pronto”, destaca el Balón de Oro de 1999 en cuanto a la carrera hacia el trofeo que ya se entregará en 2021.

Así está la batalla por la Bota de Oro entre Immobile, Cristiano y Lewandowski

Así está la batalla por la Bota de Oro entre Immobile, Cristiano y Lewandowski

La Serie A ya conoce su campeón (la Juventus, por novena vez consecutiva), los equipos que participarán en la Champions (Lazio, Atalanta, Inter y Vecchia Signora), pero el ‘Pichichi’ del Calcio se lo están jugando Ciro Immobile y Cristiano Ronaldo, que han dado vida a una pelea histórica. Desde el curso 1950/51 dos jugadores del mismo campeonato no lograban sumar al menos 30 goles, cuando Gunnar Nordahl acabó con 34 dianas e István Nyers con 31. El capocannoniereen este momento, es Ciro Immobile, que gracias al gol al Verona alcanza los 35 tantos. Por delante, ahora, le queda batir el récord absoluto que Gonzalo Higuaín firmó en 2016 con la camiseta del Nápoles, 36 goles.

Ese objetivo lo comparte con su perseguidor, Cristiano Ronaldo, que ante la Sampdoria llegó a 31 dianas, igualando otro legendario registro. Es el jugador de la Juventus más prolífico en una temporada de Serie A junto con Felice Borel, que lo logró en la 1933/34. El luso necesita más goles para añadir también este récord a su infinita colección, y seguir luchando contra Immobile y… Lewandowski. El delantero del Bayern de Múnich lideraba la clasificación de la Bota de Oro a pesar de llevar los mismos goles y puntos que Immobile, pero con su tanto al Brescia, el laziale le ha superado.

A partir de este curso, el galardón en estos casos se lo llevará el futbolista que haya disputado menos minutos, y tanto el biancoceleste como el juventino ya superaron los 2.761 del polaco. Sin embargo, todo apunta a que el premio regresará a Italia por primera vez desde 2007, cuando se lo llevó Totti: Immobile jugará en la útltima jornada contra el Nápoles y Cristiano tiene pendiente el duelo con la Roma.

El día que Cristiano ‘derrotó’ al Real Madrid

El despeje de Cristiano que se convirtió en gol.

Cristiano Ronaldo marcó 451 goles con la camiseta del Real Madrid en 438 partidos oficiales. Y uno en propia puerta. Ocurrió en el campo del Granada el 2 de febrero de 2013. En un partido en el que el equipo que entrenaba Lucas Alcaraz no disparó una sola vez a puerta, la victoria acabó del lado andaluz. Es la última ante el Madrid de los andaluces.

El gol que resolvió el partido llegó a los 22 minutos. Un saque de esquina lanzado por Nolito acabó en las redes de Diego López después de que Cristiano saltara en el primer palo. Su intento de despeje se fue a la red. De nada sirvió después la ofensiva de un Madrid que tuvo un 70% de posesión.

Pero el Granada fue una víctima para Cristiano. El portugués jugó 11 partidos ante el equipo nazarí y le castigó con más de un gol por partido: 12. Casi la mitad de ellos los firmó CR7 en un solo partido. En el Bernabéu, el 5 de abril de 2015, el Madrid aplastaba al Granada por 9-1 con cinco goles de Cristiano. No sería la única vez que lo lograría. La otra fue la temporada siguiente en el campo del Espanyol (0-6).

El Milan logra una apoteósica remontada ante la Juventus

AC Milan's Franck Kessie, right, celebrates with Zlatan Ibrahimovic after scoring his side's 2nd goal during the Serie A soccer match between AC Milan and Juventus at the Milan San Siro Stadium, Italy, Tuesday, July 7, 2020. (Spada/LaPresse via AP)

El Milan logró una apoteósica remontada en San Siro al doblegar contra todo pronóstico a la Juventus de Sarri por 4-2, gracias a los goles de Ibrahimovic, de penalti, Franck Kessié, Rafael Leao y la sentencia de Ante Rebic. Sorpresón dado que los bianconeros se pusieron por delante con los tantos de Rabiot Cristiano Ronaldo.

La Juve llegaba en plena forma en la Serie A tras dejar atrás el varapalo de la Coppa de hace unas semanas, y es que los de Maurizio Sarri marchaban ‘viento en popa’ para coleccionar más pronto que tarde otro ‘Scudetto’ en sus vitrinas.

Era uno de los clásicos de Italia. Un Milan-Juventus siempre aguarda grandes duelos individuales. Hoy, los ojos estaban puestos sobre todo en dos jugadores. Zlatan Ibrahimovic y Cristiano Ronaldo, dos futbolistas curtidos en mil batallas, que toman especial protagonismo en estas citas.

El encuentro en San Siro comenzó con un Milan intenso y con una Juventus que aguardó para coger más tarde la batuta del partido. A medida que avanzó la primera mitad, los bianconeros ganaron confianza y metros sobre el terreno de juego. El primero que avisó fue Bernadeschi en el 9’ con un tímido disparo y poco después le siguió Cristiano en otro remate, que por poco abrió el marcador.